Acerca de las Simulaciones de Negocio


Una simulación de negocios es un ejercicio en el cual los participantes de cursos de administración, finanzas, o marketing, son agrupados en equipos y se les encarga administrar empresas simuladas. Esta administración se da en la forma de toma decisiones en las diversas áreas funcionales de la empresa. Estas decisiones son posteriormente procesadas por un simulador computarizado que genera estados financieros y reportes complementarios mostrando los resultados de las decisiones. El ambiente puede ser competitivo o no.

Se puede decir que una simulación es un caso dinámico en donde el participante además de analizar una situación empresarial y establecer cursos de acción, toma decisiones y conoce posteriormente los resultados de las mismas. Estos resultados generan una nueva situación y la necesidad de un nuevo análisis y decisiones. Este proceso se repite en forma periódica y puede llegar a durar entre diez a veinte periodos, dependiendo del simulador. Después de cada periodo se ofrece retro-alimentación a los participantes.

En una simulación los participantes se enfrentan a problemas y oportunidades que se presentan en la realidad. Con esta finalidad, solo aspectos relevantes son incluidos en la simulación. Estos aspectos dependen de la finalidad el simulador, el que a su vez depende de las conocimientos que se quiere impartir y las habilidades que se quiere desarrollar en los participantes. A este respecto existen simuladores de carácter general, en donde el objetivo es administrar la empresa tomando decisiones en todas las áreas funcionales de la empresa. También existen simuladores específicos en donde las decisiones se centran en una de las áreas funcionales de la empresa: finanzas, marketing, operaciones, etc.

Las decisiones se toman en un entorno conformado por las condiciones económicas y por la competencia representada por los otros equipos en clase. Al inicio del curso la empresa tendrá la misma posición financiera para todos los equipos. En el proceso de su gestión y con la finalidad de reconocer el impacto de sus decisiones, las decisiones que tomen los equipos al inicio son simples. Conforme se van desarrollando los tópicos planteados en el temario, el número de decisiones a tomar se va ampliando.

El uso de simulaciones en la enseñanza de administración es considerado como un aprendizaje vivencial dado que el alumno lleva a práctica los conceptos y técnicas aprendidas a través de la toma de decisiones. Estudios recientes señalan que más del 90% de las escuelas de negocios de los EE.UU. incluyen simulaciones de negocios en su programas.

En los simuladores que se detallan más adelante, los participantes disponen de un “decision support system” que les ayuda en el proceso de análisis y toma de decisiones. El sistema está diseñado en Excel y permite hacer estados proforma integrando las decisiones con los estados financieros de la empresa. Las fórmulas están a la vista y pueden servir de modelo para el desarrollo de sistemas ad-hoc.

Ventajas de una Simulación de Negocios

Entre las ventaja de utilizar un simulador se puede enumerar las siguientes:

- Exige aplicación de los conceptos, técnicas y modelos presentados en clase.

- El participante conoce el resultado de sus decisiones y puede identificar las razones por la que su empresa tiene un buen o mal desempeño. El simulador, siguiendo un modelo macroeconómico, un modelo de demanda y un modelo contable-financiero, procesa las decisiones y genera resultados. Estos resultados son observados por los participantes a través de estados financieros y reportes complementarios.

- El hecho de ir ampliando el número de decisiones a tomar, implica que las decisiones previas se repitan, reforzando el proceso de aprendizaje.

- El proceso de toma de decisiones requiere de un trabajo en equipo en el que se desarrolla o refuerzan habilidades, actitudes y valores sobre negociación, comunicación y liderazgo, entre otros.

- El hecho de tener que “vivir” con los resultados durante toda la simulación, exige al participante considerar en el proceso de análisis, la consecuencia de sus decisiones.

- La creación de un ambiente competitivo por obtener los mejores resultados y ser el mejor equipo, es un elemento motivador que favorece el aprendizaje.



Regresar a la pagina inicial